pixel facebook
Jueves 22 de Octubre de 2020

23 ° C Clima

Logo Editorial


VARADA

Vino desde Chubut, logró ingresar a Formosa, pero su madre murió antes de que la viera

Estaba en una estación de servicio entre Santa Fe y Chaco. El miércoles a la noche llegó a Formosa y fue aislada. Su mamá falleció ayer al mediodía y no se pudo despedir


Carmen Acosta, la mujer que viajó desde Chubut, logró ingresar a Formosa luego de su desesperado pedido, pero tras ser hisopada quedó en aislamiento y su madre que estaba gravemente enferma falleció antes de que pudieran reencontrarse.

Acosta estaba varada junto a su sobrina y una beba de dos años en una estación de servicio en la localidad santafesina de Esperanza, límite con Chaco. La Mañana había dado a conocer su historia el miércoles y ese mismo día a la medianoche logró ingresar. Después de los exámenes médicos en la UPAC, fue trasladada hasta un hotel para cumplir la cuarentena.

En ese momento, había expresado su alegría a La Mañana por estar “a pasitos” de su madre y a la espera de que la autoricen para verla, “sea con los recaudos necesarios o después de los resultados y los días de aislamiento que exigen”, sostuvo.

Lamentablemente, horas después, la propia mujer confirmó a este Diario el fallecimiento de su madre, de quien no se pudo despedir. La noticia tomó trascendencia nacional y generó indignación en redes sociales.

“Es muy duro y es muy triste. Hay funcionarios que no tienen la menor empatía, no miran el dolor de la gente. Esto tiene que cambiar, necesitamos otro tipo de Argentina”, dijo Carmen entre lágrimas a un canal de noticias nacional. “No puede ser que no haya podido despedirme de mi mamá”, agregó.

Contó que al llegar a Formosa, una funcionaria le había dicho que iba a ir directamente a ver a su mamá, pero esto no ocurrió. “Tuve la oportunidad de despedir a mi mamá, y nuevamente me la negaron”, insistió.

A través de La Mañana y también de otros medios locales, Carmen había pedido a las autoridades sanitarias el poder ingresar de manera urgente a la provincia. En su reclamo, mencionó que tenía internada a su mamá en un sanatorio con problemas de insuficiencia renal y complicaciones cardíacas, a causa de un cáncer de médula.

Según dijo en aquella entrevista, hizo dos pedidos, uno en mayo y otro en agosto, tras no haber tenido respuestas al primero.

Consejo

Al referirse a este caso, el ministro de Gobierno, Jorge González, dijo este jueves que una de las mujeres “se había inscripto el 29 de septiembre y la otra se inscribió el 10 de octubre”, afirmando que “es mentira” que solicitaron el ingreso desde mayo. Además, sostuvo que no habían explicitado la situación de la madre de Carmen Acosta, sino que simplemente habían consignado “atención de un familiar” y que recién el martes enviaron la historia clínica.

En la misma conferencia, y ya conocida la noticia del fallecimiento de la mujer, el epidemiólogo Mario Romero Bruno dijo que cuando se constata la gravedad de un cuadro en estos casos, “se actúa con premura” para el ingreso de sus familiares y que, una vez en Formosa, se hace “una burbuja” para que esa persona llegue hasta su ser querido internado entrando por accesos alternativos en el centro sanitario en que esté y con medidas estrictas de prevención. “Todas las medidas de este Gobierno son profundamente humanistas”, insistió el médico. Sin embargo, en el caso de Carmen Acosta, lamentablemente la respuesta no llegó a tiempo.

María está hace ocho meses con sus cuatro hijos esperando volver

María Encina es una mujer que hace ocho meses viajó a Corrientes por estudios médicos para su bebé, y pide a las autoridades de la provincia la autorización de ingreso. Ella está con sus cuatro hijos, de 10, 8, 3, y 11 meses en Resistencia, Chaco, esperando el permiso, porque ya le dijeron que debe desalojar el lugar donde está parando.

Según comentó a La Mañana, en junio tramitó el permiso y todavía no tiene la confirmación por parte de las autoridades sanitarias. Su mayor preocupación es la salud del bebé: “Está enfermo. No puede ni resfriarse”, indicó.

Contó que en marzo había viajado a Corrientes para realizarle un segundo estudio médico por un posible cuadro de fibrosis quística. Desde ese momento no pudo volver más allá de haber insistido “varias veces” con el formulario de ingreso en la página oficial del Gobierno. En este contexto, su hijo necesita la atención médica periódica de sus especialistas.

“En esta casa en total somos 11 personas. Ya no tenemos recursos económicos para ir a otro lado. De Corrientes salimos por la misma situación. Estamos hace ocho meses varados en provincias distintas porque no nos llega el permiso de ingreso. No puedo hacer más nada; sólo insistir con el pedido del turno y esperar pese a las condiciones. Necesito que lo vean a mi bebé”, suplicó.



Te puede interesar


No se encuentran Noticias Cargadas
Comentarios
Los comentarios publicados al final de cada nota son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden generar sanciones legales. La empresa se reserva el derecho de moderar los comentarios y eliminar aquellos que sean injuriosos o violatorios de cualquier legislación vigente.
Todos los Derechos Reservados © 2020 Editorial La Mañana

La Mañana
RSS
Sitemap

Redes Sociales
Facebook
Instagram
Twitter

Miembro de
Logo Adepa
Adherente a Programas
ONU mujeres

Logo Footer