pixel facebook
Viernes 21 de Junio de 2024

27 ° C Clima

Logo Editorial


“TODA POESÍA ES POLÍTICA”

Desarticulando constructos

* Por Héctor Washington



La decolonialidad surge como parte constitutiva de la matriz analítica modernidad /colonialidad, establece una relación de diálogo conflictivo que surge en el mismo momento que comienza el despliegue e imposición planetaria de la retórica salvacionista moderna, su visión prepotente del mundo así como el ejercicio exagerado del poder, constituyéndose esta última categoría en uno de los debates centrales de la red modernidad/colonialidad sobre la cual descansa buena parte de la reflexión que da como derivación el proyecto decolonial. Emerge de los estudios de diferentes autores latinoamericanos, dentro del campo de la Ciencias Sociales. Entre ellos se encuentran los trabajos de Enrique Dussel, Edgardo Lander, Walter Mignolo, Rita Segato, Aníbal Quijano, Karina Ochoa y Katya Colmenares. Desde el discurso político, los espacios intelectuales y el tratamiento periodístico, se puso el foco en ciertas líneas de pensamiento consensuadas que abrieron nuevos espacios de debate.

Partiendo de estas inquietudes a nivel sociocultural, las poetas locales Ariana Cabezas, Julieta Castañeda y Eliana Pérez proponen a la comunidad interesada un Taller de Lecturas Poéticas. Intersección Derechos, Géneros y Decolonialidad, que tendrá lugar durante los meses de junio y julio en el Centro Cultural “La Mandinga”.

Desde la premisa capital de que “Toda Poesía es Política”, el proyecto nace en el marco de los talleres literarios enfocados en el género narrativo coordinados por la narradora oral Marina Silveri y que llevan a cabo las escritoras Aldana Machado, Agostina Roque, Julieta Núñez, Nelly Mendoza, Andrea Pérez y Julieta Castañeda. El abordaje de la poesía surge entonces como propuesta alternativa de estos espacios que tienen sus encuentros en las instalaciones de Don Segundo Sombra y Reconquista del barrio Fleming y que se plantearon como forma de resistencia ante el desfinanciamiento y cierre de diferentes programas nacionales y subsecretarías por parte del Gobierno nacional, como el Ministerio de la Mujer y la Subsecretaría de Protección contra la Violencia de Género.

Ariana Cabezas dialogó con Cronopio y sostuvo que “frente a todo este escenario caótico y cruel, nos resulta sustancial abordar la intersección de géneros y feminismos desde la poesía, aunque sean espacios pequeños, que se empiece a reflexionar y a pensar que la poesía tiene un lugar muy importante en la problematización y en la enseñanza de estas categorías y en la toma de conciencia sobre el mundo en el que estamos, las condiciones que estamos atravesando y sobre todo en el contexto sociopolítico de la Argentina, donde se ven vulnerables bajo lógicas del descarte, de discursos de odio y se ven negados, censurados y vulnerados cuerpos, saberes y derechos. Desde ahí, la poesía desde la decolonialidad nos parece insoslayable en estos tiempos para plantear la existencia de otros tipos de miradas sobre la comunidad, las personas, los saberes, los cuerpos y las luchas”.

“Cuando hablamos de poesía decolonial -explicó-, nos referimos a la posibilidad de trabajar con textos y autorxs que nos permitan poner en cuestionamiento cosmovisiones y esquemas de pensamientos profundamente coloniales en torno al sentir, pensar, conocer, y relacionarnos con lxs otros y la Madre Tierra. Consideramos que la colonialidad modernidad configuró ciertas formas de ver y comprender el mundo en donde la palabra poética como dispositivo político y ético puede contribuir a repensar y desaprender prácticas instituidas”.

“Como coordinadora de este proyecto -sostuvo-, creo que no vemos la realidad con nuestros ojos y tampoco de manera consciente, sino que la vemos bajo un marco de preconceptos y representaciones desde los cuales hacemos una lectura del mundo totalmente sesgada, configurados por nociones coloniales. Y creo que allí la poesía nos permite pensar desde otras visiones posibles junto a textos que realcen perspectivas comunitarias, igualitarias y emancipadoras”.