pixel facebook
Jueves 11 de Agosto de 2022

7 ° C Clima

Logo Editorial


La Provincialización: la coincidencia entre el reclamo de un pueblo y un gobierno que se hizo eco de ese pedido



La Provincialización de Formosa fue aprobada por el Congreso nacional el 15 de junio de 1955, y fue promulgada el 28 de junio de ese año, durante la presidencia del general Juan Domingo Perón, a través de la Ley N° 14.408, por la cual se provincializaron los Territorios Nacionales de Formosa, Neuquén, Río Negro, Chubut y Santa Cruz.

Al analizar este suceso, el historiador Justo Lindor Olivera aseguró a La Mañana que la gesta de la Provincialización de Formosa fue el resultado de la coincidencia entre el reclamo de un pueblo y un gobierno que se hizo eco de ese pedido y que tenía la intención, desde sus comienzos, de resolver la falta de organización política de los Territorios Nacionales.

“Tras la Revolución de Mayo, el gobierno patrio no pudo resolver el problema de las Jurisdicciones de las ciudades que habían sido creadas por los españoles, porque estaba inmerso en inconvenientes mucho más serios: la lucha por la independencia y la guerra civil, siempre buscando la organización de la República”, precisó.

A continuación, relató que en 1862, durante la presidencia de Bartolomé Mitre, el problema comenzó a ser encarado. “Las ‘viejas Provincias’, las 14 Provincias, empezaron a ocupar tierras vacías. Entonces, el gobierno nacional se apresuró a dictar una ley, la número 28, por la cual establecía que todas aquellas tierras que no estaban dentro de las Jurisdicciones de las Provincias pasaban a ser tierras nacionales. La Nación se hacía cargo del resguardo de esos territorios. Ése fue el primer paso para la configuración de lo que fueron los Territorios Nacionales, que se concretaría en 1884, durante la presidencia de Julio Argentino Roca”, contó.

Asimismo, mencionó que los Territorios Nacionales pasaron a ser gobernados y administrados directamente por la gestión central, incluyendo el de Formosa. “Era un gobierno unitario, centralizado, con un poder omnímodo ejercido desde Buenos Aires. Los gobernadores eran ‘delegados’ del poder central”, acotó.

“Una vez que transcurre el tiempo, los Territorios comienzan a crecer, a través de los esfuerzos de sus habitantes, porque recibieron muy poca ayuda del gobierno central, y formaban Consorcios, que eran especies de Cooperativas de vecinos importantes de cada zona, para realizar obras que resultaban necesarias, como abrir caminos o construir puentes. Esto demuestra la pujanza de los pioneros, y su decisión de crecer, a pesar de todo.

Seguidamente, Olivera expresó que tras el golpe de 1930, que derrocó a Yrigoyen, y luego de varias gestiones conservadoras, en 1946, tras asumir la Presidencia, Juan Domingo Perón trató de “atender y dar soluciones concretas a todos aquellos temas que habían sido descuidados o abandonados por los gobiernos conservadores, incluyendo el problema de los Territorios Nacionales”.

“El gobierno nacional envió delegados a reunirse con dirigentes de distintos sectores del interior, con el fin de lograr que se promueva un movimiento social y político en los Territorios, tendiente a apoyar al gobierno nacional para que pudiera concretar la Provincialización de los Territorios Nacionales”, expuso.

Sumado a esto, el docente dijo que en ese marco llegó a Formosa un delegado del gobierno nacional, Martín Martínez, quien tenía familiares en la zona y organizó reuniones con vecinos y personas importantes para informar que el Presidente tenía la intención de Provincializar, lo cual generó entusiasmo en la población local. Estos encuentros se desarrollaron durante enero de 1955.

Además, se produjo una asamblea de vecinos donde, por aclamación, se eligió la “Comisión Pro-Provincialización del Territorio de Formosa”, encabezada por Vicente Arcadio Salemi. En ese mismo acto se designaron subcomisiones con mandato para interesar a los pobladores del interior.

Por otro lado, Olivera recordó que la Comisión liderada por Salemi logró viajar a Buenos Aires para entrevistarse con Perón y transmitirle su preocupación, tras lo cual el entonces Presidente resolvió concretar la Provincialización.

“El Estado se hizo eco de las inquietudes del pueblo, y buscó la forma de concretar esos pedidos. Para ello, se necesitaba mucho trabajo. Los habitantes de los Territorios tenían su propia organización, y en cada Territorio existía una combinación de diferentes culturas. El gobierno nacional era el responsable de que las nuevas Provincias comenzaran a ‘caminar’ sin demasiados problemas’”, explicó Olivera a este diario.

“Los habitantes de Formosa pasaron a ser provincianos, a ser protagonistas de su destino. Por ello, en 1957 se dictó la Constitución Provincial, y en 1958 comenzó a ejercer el primer Gobierno electo por los formoseños, encabezado por Luis Gutnisky. Así, comenzó a construirse lo que tenemos hoy”, manifestó Justo Olivera.



Te puede interesar


No se encuentran Noticias Cargadas
Comentarios
Los comentarios publicados al final de cada nota son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden generar sanciones legales. La empresa se reserva el derecho de moderar los comentarios y eliminar aquellos que sean injuriosos o violatorios de cualquier legislación vigente.
Todos los Derechos Reservados © 2022 Editorial La Mañana

La Mañana
RSS
Sitemap

Redes Sociales
Facebook
Instagram
Twitter

Miembro de
Logo Adepa
Adherente a Programas
ONU mujeres

Logo Footer