pixel facebook
Viernes 22 de Octubre de 2021

18 ° C Clima

Logo Editorial


DANIEL OMAR LUPPO

Hacia una nueva mirada cultural



Por Héctor Washington


El trabajador cultural Daniel Omar Luppo compartió, en diálogo con este Suplemento, su lectura acerca de la gestión en este campo, sus deficiencias nacidas en el seno de las políticas -a su entender- mal encaradas para difundir la actividad y su rol como Director de la Colección de Narrativa “Iberletras” por parte de la editorial chaqueña ConTexto, con una fuerte apuesta a la difusión, circulación y distribución de sus libros.

“Iberletras” nace en cooperación e intercambio cultural con la Asociación Cultural Iberoamericana de Huelva, España, y forma parte de la agenda de actividades trazada por un colectivo de gestores de distintos países de Iberoamérica, como Argentina, Colombia, Venezuela, Paraguay, Chile y Uruguay, más España, cuyo propósito es tender puentes entre las artes y el pensamiento de las culturas iberoamericanas.

La primera Colección “Iberletras” -que tuvo su presentación en el Otoño Cultural Iberoamericano en Huelva, España- la integran textos de los escritores: Piedad Santiago e Hipólito G. Navarro (España), Will Rodríguez (México), Marta Rojas Rodríguez (Cuba), Marta Quiñones (Colombia), Teresa Korondí (Uruguay), y Pedro Solans y Francisco “Tete” Romero (Argentina).

Luppo, con una amplia y reconocida trayectoria en articulación de eventos regionales, nacionales e internacionales, subrayó que “es interesante ver el proceso organizativo que se dio en la pandemia a través de la organización de artistas y trabajadores de la cultura en el ámbito juvenil por fuera de las instituciones que deberían representarlas. Danza, teatro, literatura, circo, música, incluso en el campo de la autogestión de sus centros culturales. Voces nuevas, nuevas formas de organización y de lucha con alto protagonismo de mujeres en vías de solucionar conflictos vinculados al quehacer cultural”.

------------------------------

Hace unos meses hablábamos de la necesidad de traccionar la cultura y las artes desde un bloque iberoamericano de gestores culturales, que rompan el molde de los localismos. La Colección “Iberletras” es un caso concreto de esa gestión colectiva, ¿no?

- “Los localismos e intestinamientos de las políticas públicas son un fenómeno que venimos observando hace un largo tiempo -con especialistas y gestores de Iberoamérica- y tienen que ver de algún modo con la creciente partidización de la cultura como dispositivo de control social. La producción cultural de las comunidades, es siempre mayor a lo que se legitima desde lo público y desde ese ámbito se trata de atomizar toda posibilidad de generar pensamiento colectivo, aun cuando se lo publicita como necesidad transformadora. Pero la distancia de la cabeza a la mano es muy compleja. La “política” -como la entienden ahora gran parte de los decisores políticos- y las culturas están en avenidas paralelas a lo que las culturas piensan como dispositivo de creación, emancipación, comunicación y distribución de bienes culturales. Las sociedades expresan infinitos deseos de horizontalidad en todo el armado de sus nuevos funcionamientos cotidianos. Cultura y Política son dos modos de construcción de poder y de búsqueda de verdad. América Latina en su conjunto está tratando de resolver este nuevo contrato político cultural. El reflejo del conflicto central de esta situación lo podemos observar en las calles, en las grandes movilizaciones y en el debate público de: Chile, Perú, Colombia, etc. Latinoamérica en su totalidad está reconsiderando el conflicto producto de la presión política y la visibilidad de los sectores que las redes sociales, con su penetración, han eliminado las aduanas ideológicas. Argentina como país constituido por regiones y provincias necesita un debate público que sea capaz de visibilizar los inconvenientes de sus políticas culturales, algunas trazadas en el territorio y otras trazadas en la cabeza y en el habla de los funcionarios públicos. Es muy interesante recorrer provincia por provincia y observar el comportamiento ante el COVID-19 de las ofertas culturales y apoyos a las actividades culturales institucionales. Lo interesante es lo que se produjo por fuera de estos circuitos. ‘Iberletras’ es una de las respuestas de las diversas que se multiplicaron en este proceso, donde además habrá que rediscutir la gestión cultural. Gestionar cultura para seguir reproduciendo el sistema que no da respuestas colectivas es un oxímoron. Los bolsones de pobreza, marginalidad, migrantes, movilizados, etc, son temas centrales en las discusiones culturales que se están dando en el continente, y la gente de la cultura está haciendo un aporte fundamental. No se puede dar lo que se denomina la batalla cultural sin soldados entrenados o con equipamientos deficientes”.

Como Director de la Colección de Narrativa “Iberletras”, ¿cómo analiza el hecho de germinar un proyecto internacional también por fuera de los grandes centros urbanos, como Buenos Aires, donde una editorial del interior como “ConTexto” toma un lugar preponderante?

- “Esta convocatoria surge a través del Director General de colecciones de la editorial ConTexto de Chaco, el escritor Francisco ‘Tete’ Romero, con el cual compartimos la dirección de la ‘Colección Binacional Yata'i. Narrativa paraguaya-nordeste argentino’ 15 escritores paraguayos y 15 escritores del nordeste argentino. También embarcados en otros trabajos vinculados al análisis de cuestiones de las culturas en diferentes ámbitos. El tema de las preponderancias centralizadoras es de necesidad y urgencia en tratarlo como tema de Estado. La descentralización cultural institucional de nuestro país, es un potro desbocado -si no se toman las decisiones de urgencia- en el impacto de la vida cotidiana de sus habitantes. La editorial ConTexto lleva adelante una política editorial muy importante en el campo de las letras visibilizando narrativas y poéticas de calidad mediante sus diferentes colecciones. Tengamos en cuenta que es una editorial privada. Hoy la literatura del litoral en su conjunto exhibe calidades de excelencia. Por ejemplo, la colección “La tierra sin mal”.

Esta semana se llevó a cabo el Otoño Cultural Iberoamericano en Huelva, España, donde se presentó esta colección de narrativa, con sus primeros títulos de escritores de seis países iberoamericanos. ¿Qué otros proyectos tiene en agenda el equipo de trabajo?

- “El primero después de su edición física es la difusión que haremos en todos los países participantes, ferias de libros, congresos, conversatorios, invitaciones. En noviembre estamos invitados a España a presentar la colección y así será con los demás países. Estabilizada la promoción y distribución, seguramente avanzaremos en otras colecciones”.

En cuanto a su actividad como trabajador cultural en permanente diálogo con otras provincias e incluso con el exterior, ¿qué mayores dificultades señala en la gestión local para difundir la promoción artística?

- “La respuesta a este interrogante está implícita en la primera pregunta. La cuestión institucional “cultura” atraviesa desde hace muchos años lo que en física se denomina fatiga de materiales. Recordamos épocas realmente maravillosas de alto impacto social en la subjetividad colectiva donde no alcanzaba el tiempo por la múltiple oferta cultural en todo el territorio. Presentación de libros, música, teatro, ensayos, visita de intelectuales, congresos, ciclos de cine, cooperación internacional, etc. Esos tiempos se fueron amesetando, e incluso dispositivos que nos daban una presencia internacional constante en los diálogos con otras culturas, de un día para otro, mágicamente dejaron de tener apoyo con explicaciones realmente muy flojas de papeles. De la misma manera, la excelente infraestructura cultural que se fue construyendo como modelo a futuro en todo el territorio también se detuvo. Fueron momentos de diálogo y construcción de puentes culturales muy interesantes, muy participativos y decididamente políticos en consonancia con la política estratégica del Ejecutivo provincial. El amesetamiento que señalé viene en caída sostenido desde hace mucho tiempo. Habrá que montar varios puentes Bailey para reconfigurar años de ausencia de comunicación y diálogo”.



Te puede interesar


No se encuentran Noticias Cargadas
Comentarios
Los comentarios publicados al final de cada nota son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden generar sanciones legales. La empresa se reserva el derecho de moderar los comentarios y eliminar aquellos que sean injuriosos o violatorios de cualquier legislación vigente.
Todos los Derechos Reservados © 2021 Editorial La Mañana

La Mañana
RSS
Sitemap

Redes Sociales
Facebook
Instagram
Twitter

Miembro de
Logo Adepa
Adherente a Programas
ONU mujeres

Logo Footer