pixel facebook
Miércoles 05 de Agosto de 2020

22 ° C Clima

Logo Editorial


TURISMO INTERNO

Unas 700 personas fueron a Herradura y el 90% se dirigió a quintas particulares

Dos de los complejos de cabañas de la villa turística están funcionando al 50% de su capacidad cumpliendo el protocolo. Según informaron a La Mañana desde la Comisaría local, ayer ingresaron al pueblo alrededor de 198 automóviles


HERRADURA- El domingo, como día habilitado para reuniones familiares en este marco de pandemia, sumado al clima propicio para el contacto con la naturaleza movilizó a muchos capitalinos hacia la villa turística de Herradura, ubicada a unos 45 km de la ciudad. Según información brindada por la Comisaría local a La Mañana, sólo en la jornada de ayer ingresaron alrededor de 198 automóviles y 700 personas, de las cuales casi el 90% fue a quintas o casas particulares.

En diálogo con este matutino, el subsecretario de Turismo de la Municipalidad de Herradura, Reinaldo “Sapo” Saporiti explicó que se encuentran habilitadas cinco cabañas en la localidad pero que, “sólo dos son las que están recibiendo turistas: El Cortijo y La Florencia”.

En otro tramo de la entrevista, Saporiti comentó que en horas de la mañana de ayer “hubo una fila interminable de vehículos con gente que quería ingresar temprano al pueblo. El horario para hacerlo libremente es desde las 10 de la mañana pero hubo mucha gente que llegó temprano y se les exigió las documentaciones correspondientes en los controles conjuntos que desarrolla la Policía con agentes de la Municipalidad. Se les pidió los permisos de circulación, la reserva de las cabañas si iban a ellas, las documentaciones de los vehículos y se les controló que cumplieran con las normas de bioseguridad: barbijo, distanciamiento y temperatura”.

“La gente se agolpó en el control en la entrada al pueblo, pero entendió y respetó todo el protocolo”, destacó el subsecretario de Turismo local, para agregar que el grueso de los turistas que llegaron ayer fue para visitar familiares.

Para Saporiti, estos primeros pasos en la reactivación implican también un aliciente para el sector comercial, ya que los visitantes se aprovisionan en los comercios locales. No obstante, aclaró que “por ahora la gastronomía está muy limitada porque todavía no está todo bien; tenemos que seguir cuidándonos y la verdad es que tenemos miedo porque viene mucha gente y aunque los controles son muy rigurosos, nos cuidamos para que este destino que tanto pregonamos sea un destino sano y no caigamos con algún caso por aflojar en los controles”.

Por otra parte, Saporiti agradeció al Gobierno provincial el trabajo en pos de “cuidar nuestra salud, porque es la única manera para que podamos seguir compartiendo con familia y amigos aquí en Herradura”.

Reactivación de emprendimientos

Por su parte, Ezequiel Maximiliano Miño, referente del complejo turístico El Cortijo Agroecoturismo, ubicado en Herradura, dijo a La Mañana que “tras la reactivación del sector turístico tuvimos reservas para este fin de semana. De los cinco emprendimientos que trabajamos en Herradura, sólo estamos funcionando los que formamos parte de la Asociación de Hoteleros y Gastronómicos que suscribimos el convenio y protocolo COVID-19”.

El Cortijo cuenta con cuatro cabañas y una casa de campo, y en la jornada de ayer todo estuvo ocupado, según la capacidad permitida, es decir, en un 50%, según las medidas de bioseguridad. “Esto es muy importante para nosotros porque en todo el tiempo en el que duró el parate, si bien tuvimos la ayuda de los ATP del Gobierno nacional, el salario del trabajador no es el único costo que debemos afrontar sino que tenemos otros gastos fijos que debimos cubrir con ahorros de la empresa y personales”, reconoció Miño.

En otro tramo de la entrevista, el emprendedor confirmó que se encuentran trabajando diario y que aquellos que deseen alquilar las cabañas del Complejo pueden contactarlos para las reservas a través de sus redes sociales y que “con el permiso de circulación habitual del cliente y el comprobante de reserva pueden acceder a la localidad y al predio, por supuesto”.

El Cortijo abrió sus puertas en febrero de 2017 y con el inicio de la cuarentena tuvo que dejar de operar pero, a partir de la suscripción del convenio y del protocolo COVID-19, el sábado 11 de julio retomó el trabajo cumpliendo con todos los requerimientos establecidos por el Gobierno provincial.



Te puede interesar


No se encuentran Noticias Cargadas
Comentarios
Los comentarios publicados al final de cada nota son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden generar sanciones legales. La empresa se reserva el derecho de moderar los comentarios y eliminar aquellos que sean injuriosos o violatorios de cualquier legislación vigente.
Todos los Derechos Reservados © 2020 Editorial La Mañana

La Mañana
RSS
Sitemap

Redes Sociales
Facebook
Instagram
Twitter

Miembro de
Logo Adepa
Adherente a Programas
ONU mujeres

Logo Footer