Formosa, Jueves, 25 de abril de 2019 - 12:Apr:01 - loading
Rapicuotas Hola Argentina

Eva Perón, un repaso de los logros y los anhelos

22/08/2018 Uno de los barrios que se formó en el Circuito Cinco para remendar las dolencias de una de las inundaciones más importantes. Es también, una de las caras del crecimiento y el desarrollo en la historia de nuestra ciudad.

Avanzado el año 80, el plano de la ciudad de Formosa había alcanzado un desarrollo en la ocupación de espacios antes impensados: las familias inundadas en los años 1979 y 1983, asentadas en los márgenes desprotegidos del riacho Formosa y El Pucú fueron localizadas en los barrios Camerún (hoy Juan Domingo Perón) y Centenario (hoy Eva Perón). En esta misma década, se inició la construcción de alrededor de 10 mil viviendas; la ciudad estaba en pleno crecimiento y el quinto Circuito de la ciudad era parte de ello.

“Nosotros llegamos en noviembre del 81, era el tiempo de los militares, cuando estaba el Coronel López. Eramos apenas unas tres familias; los Ortellado y Gorostegui también son de esa época. Vivíamos en la manzana 10, que hoy es la zona vieja del barrio Eva Perón. Después empezaron a llegar otras familias y en el 83 se hicieron las viviendas de bloques que mandaba a hacer el gobierno de Rhiner”, comentó Gerónima Echazú, viuda de Raúl Viciconte, de los primeros vecinos y dirigentes barriales.

Sentada en el living de su casa, junto a sus hijos Rodolfo y Blanca Viciconte, habló del barrio desde un sentido de pertenencia y la experiencia. Contó así cómo se dio todo, trabajando y “pateando”. Retrató el Eva Perón de antes, sin servicios básicos, cuando el colectivo era uno solo, el horario de llegada era uno solo, y el camino también era uno. 

“El colectivo de la empresa San Martín llegaba hasta la planta de Radio Nacional. Había que planificar el día porque había sólo una oportunidad para salir y volver del barrio. No estaba la avenida Maradona ni mucho menos la Ribereña; había que hacer una gran vuelta a la ciudad. Para muchos de nosotros que tuvimos que vivir esa época fue duro. Por eso que nos sorprende la forma en que creció, así, de repente. Tenemos escuelas, colegios, calles, entre otros beneficios. Somos un barrio populoso y muy bendecido”, expresó.

En cuanto a los servicios, dijo: “Llegaron por parte. El agua había que buscarla de una de las tres canillas públicas de la zona. Si no, del aljibe de la Radio Nacional, que ya estaba acá cuando llegamos. La luz tuvimos a mediados del 85, pero nos enganchábamos. Pasó un buen tiempo hasta que tuvimos el alumbrado. El pavimento tuvimos en los noventa y en este último tiempo se dio el crecimiento de instituciones”.

El barrio creció mucho y en ese proceso hay varias historias. La Comisaría 5ta que hoy se ubica en el centro del Eva Perón nació en la galería de la casa de los Viciconte y luego pasó a un destacamento donde hoy está la unidad especial de asuntos rurales de la Policía, frente a la Capilla de la Sagrada Familia. “Todo se levantó de a poquito”, cuenta Gerónima. En su galería también comenzó la primera salita de salud, luego se consiguió un terreno en una esquina y se levantó la construcción. Hoy de ese primer centro quedan sólo restos que fueron reemplazados cuando se construyó en el barrio el Hospital Distrito Sanitario Nº 8.

Qué más

El Eva Perón es un barrio donde, históricamente, gana el peronismo. “Floro -Bogado- barrió y pateó el barrio con muchos de nosotros, con los que trabajamos desde el primer momento. Cuando ganó el peronismo, el Gobierno ayudó mucho al Circuito Cinco. Acá somos peronistas”, dijeron los vecinos.

En cuanto al progreso, el Eva Perón es uno de los más completos. Los ejemplos son concretos: hay avenidas anchas, la mayoría de las calles están pavimentadas. Uno, dos, tres establecimientos educativos (la EPET 7, la 379, el Jardín de Infantes Nº 11). También está allí el Instituto Pedagógico Provincial y la NEP Y FP Nº 25, en marcha. Un hospital, una comisaría, un centro de desarrollo infantil, un club de fútbol. La casa de la solidaridad, comedores comunitarios, comercios varios, supermercados y hasta un banco.

Rodolfo tiene una verdulería, como tantos vecinos que encontraron en el comercio una salida. Su proveedor es del interior -contó-, hace diez años no vive en el barrio y cada vez que vuelve no deja el asombro, no lo reconoce. “Así pasa siempre. El Circuito Cinco es una ciudad aparte”, comentó. En este sentido, vale mencionar los numerosos intentos por parte de los vecinos históricamente organizados, para que la Jurisdicción se reconozca como un Municipio aparte, independiente. “Ese es el gran anhelo que tenemos, nos simplificaría muchísimo la vida. Se pagarían aquí los impuestos, no tendíamos que ir hasta tan lejos. Tendríamos representantes aparte, todo más organizado. Pero al parecer no les conviene”, explicaron.

Comentarios

MAS NOTICIAS
Qué revelaron las imágenes del submarino ARA San Juan que vieron los familiares
Sociedad
La larga sucesión de imágenes mostró al detalle el estado actual de la malograda embarcación. Sin embargo, tanto los peritos como fuentes de la Armada no quieren sacar todavía conclusiones sobre lo sucedido
Guillermo Moreno: "Si algún muchacho quiere vivir de lo ajeno, que lo haga pero con códigos"
Sociedad
El ex secretario de Comercio encabezó un acto en La Matanza en el marco de su candidatura presidencial
Rechazaron una lista de concejales en Misiones por tener exceso de candidatas mujeres
Sociedad
El Tribunal electoral de la provincia se basó en la necesidad de cumplir con la ley de paridad de género, que dispone que las listas deben integrarse de manera intercalada. El partido reclama que el porcentaje debe ser un piso, no un techo